Canarias contará con test PCR en origen y en destino en octubre

0
1148

El Gobierno central ha dado por fin el visto bueno a Canarias para que haga los test PCR a los turistas en origen y destino. La ministra de Turismo, Reyes Maroto, se comprometió el jueves en la reunión que mantuvo en Tenerife con los representantes políticos y agentes sociales y económicos a crear corredores turísticos seguros para la temporada de invierno. Y estos corredores incluyen los test.

Aunque aún no hay fecha para el inicio y se desconoce su presupuesto, la ministra se comprometió en la rueda de prensa tras el encuentro a tener preparado el protocolo la próxima semana para trasladarlo el día 28 a la Comisión Europea con una propuesta conjunta de todos los ministros de Turismo. “Aún es prematuro saber el coste final y el comienzo exacto de la iniciativa, pero se ha abierto la oportunidad y hay receptividad de los países emisores”.

En cuanto a la financiación aseguró que el protocolo, en el que trabajan los ministerios de Turismo y Sanidad, el Gobierno de Canarias y agentes turísticos, estará finalizado la próxima semana y ahí se definirá también cómo se costea la medida y en qué lugares se realiza, pero señaló que no habrá problema puesto que “Canarias en esta y otras crisis, como la de Thomas Cook, ha demostrado ser un ejemplo en la colaboración público-privada”.

Hay que recordar que la realización de test PCR en los aeropuertos ha sido una demanda del Gobierno canario y de los empresarios turísticos de las Islas desde que se abrieron las fronteras tras la pandemia. Ahora, meses después y con la temporada turística pisándonos los talones, el Gobierno central ha entendido por fin que esta herramienta, junto con la reducción de los niveles de contagio, son esenciales para que el Archipiélago salve la temporada de invierno.

Maroto justificó el retraso en la puesta en marcha de los test en que, al principio, la OMS los había desaconsejado, pero ahora “ya no queda otra que convivir con el coronavirus en la reactivación económica. Y en el caso de Canarias el turismo es su corazón”, declaró.

Junto a estas dos medidas (los test y los corredores seguros) la ministra adelantó otras vías para reactivar la movilidad segura en Europa y “salvar” la situación “dramática” en la que se encuentra el turismo en Canarias. En este sentido, valoró la actitud de Reino Unido, que se ha mostrado dispuesto a abrir corredores seguros con las Islas, tal y como está haciendo con Grecia, porque esto “permitirá acabar con las cuarentenas” y esperó que mercados como Alemania o países nórdicos sigan el mismo camino.

La ministra reconoció la “gravedad” económica por la que pasa Canarias por su alta dependencia del turismo [el 35% del PIB] y por ello garantizó que habrá un plan turístico exclusivo para el Archipiélago, a través de los Presupuestos Generales del Estado (PGE), así como fondos específicos con cargo al programa de reconstrucción de la Unión Europea.

No obstante, indicó que lo más importante es “no bajar la guardia” y seguir reduciendo el número de contagios “porque esta es la única forma de poder recuperar la próxima temporada turística, lo mismo que proseguir con la colaboración público-privada e interadministrativa, que”, insistió, “ha sido un ejemplo en el Archipiélago”.

Asimismo, la ministra anunció también que en los próximos días se firmará un programa para mejorar la formación de 70.000 trabajadores del sector del turismo, con adaptación a los nuevos protocolos sanitarios. Además, recordó el plan de choque puesto en marcha por el Gobierno para salvar el sector en las Islas desde que se anunció el cierre de fronteras y recordó la protección del empleo gracias a los ERTE, los créditos ICO o las ayudas a los autónomos. En el caso concreto de Canarias, señaló que con unos 130.000 trabajadores afectados por ERTE (más del 10% de España), “es absolutamente necesario que se prorroguen, sobre todo, teniendo en cuenta las especificidades de las Islas y la reactivación de su temporada turística. Canarias no luchará sola”, insistió, “hay que mantener esta red de seguridad mientras se reactiva”.

Por su parte, el presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres, valoró la reunión mantenida este jueves y la preocupación de la ministra por el sector turístico de las Islas e insistió en que la creación de los corredores turíticos seguros “son una muy buena noticia” para el Archipiélago”. “Es imprescindible que se tenga en cuenta el índice de contagiosidad porque en las Islas, ahora, está por debajo de 1, y esto debería ayudar a vendernos como un destino seguro”. Aún así, y aunque los datos sanitarios son bajos, insistió en que en Canarias “lo más importante ahora es doblar la curva porque el Archipiélago se juega su presente y su futuro”.

BALÓN DE OXIGENO

El presidente de la Asociación Hotelera y Extrahotelera de la provincia de Santa Cruz de Tenerife (Ashotel), Jorge Marichal, se mostró satisfecho con la reunión porque, por fin, “se han abordado medidas que desde la patronal llevábamos meses pidiendo, como la creación de los corredores seguros testando a los turistas para evitar las cuarentenas”. Asimismo, se refirió a la prolongación de los ERTE y que estos sean específicos para el sector, así como al plan de reactivación, aunque señaló que este ahora no le preocupa tanto porque lo más importante “es la contención en la pérdida del empleo con unos ERTE específicos y el establecimiento de los corredores seguros”.

Marichal criticó a Europa porque, señaló, “ha dejado al turismo de lado. Lo que van a hacer el próximo día 28 lo tenían que haber hecho el 28 de mayo para tener ya los corredores seguros. En los test tiene que haber una reciprocidad para que los que reciban lo hagan con tranquilidad y para que cuando éstos vuelvan tengan la misma tranquilidad de que no van a llegar contagiados a su país de origen”.

En cuanto a la situación actual del sector, Marichal indicó que actualmente solo hay abierto el 30% de los hoteles y al 30% de ocupación y con ofertas bajas. “La temporada de invierno no se va a salvar porque no estamos ante una temporada de invierno al uso. Lo que si se salvaría con la apertura de mercados como el del Reino Unido o Alemania es llegar a un 60% de ocupación que no daría beneficios a los hoteleros, pero sí sería un balón de oxigeno al resto de sectores dependientes del turismo”.

Comentarios

comentarios