Este domingo cambia la hora: a las dos de la madrugada serán las tres

0
29
A las dos de la madrugada, hora peninsular, de este domingo 28 de marzo los relojes volverán a adelantarse sesenta minutos y España volverá así al horario oficial de verano, con la eterna polémica acerca de los beneficios reales de este ajuste, que se produce dos veces al año.

En España la hora de verano se adoptó por primera vez en 1918 por razones económicas y políticas, de acuerdo con un artículo publicado por el doctor en Física Pere Planesas en el Anuario del Observatorio Astronómico de Madrid, a raíz de la escasez de carbón provocada por la Primera Guerra Mundial y para armonizar el horario con el de los países vecinos.

En la primera mitad del siglo XX, la hora oficial «se aplicó de manera discontinua y con escasa consistencia en las fechas», primero a consecuencia de la guerra civil de 1936-39 y, luego, de la Segunda Guerra Mundial, pero tras la crisis petrolífera de los años 70 el horario de verano fue reinstaurado en muchos países europeos -España lo hizo a partir de 1974- y desde 1980 depende de las directivas europeas, apunta Planesas.

Lo que sí está comprobado es que la variación de horas de luz que recibe el cuerpo humano afecta a su organismo y «aunque nos adaptamos rápidamente a un cambio de este tipo», cuando se fuerza por razones ajenas a la biología «se produce una desregulación de los niveles hormonales» que implica entre otras cosas un descenso de la melatonina u «hormona del sueño», lo que afecta tanto al descanso como al rendimiento de la persona.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here