Fallece Pedro Odón, miembro destacado del PPMajo

4922

Pedro Odón Martín, químico industrial, docente y número 2 al Parlamento por el Partido Progresista Majorero (PPMajo) en las últimas elecciones, ha fallecido este sábado en Tenerife a consecuencia de una larga enfermedad. Tenía 58 años. Su cuerpo será velado en el Tanatorio Santa Lastenia – Mémora en la Carretera General de Hoya Fría, 2, Santa Cruz de Tenerife. 

Químico con relevancia internacional. Amigo de sus amigos. La nobleza era su forma de ser. Un hombre con principios, educación y muchos conocimientos. Le gustaba tocar el piano y la música clásica era su pasión junto con la lectura.

El presidente del PPMajo, Domingo González Arroyo, así como otros compañeros de partido y amigos se trasladaban a la isla tinerfeña una vez conocido el trágico desenlace.

Pedro Odón entró en política en 2014 porque consideraba que una parte de la vida debía dedicarse al «servicio a los demás». Así, hace cuatro años ocupaba el número dos al Parlamento canario dentro del PPmajo y en el grupo Unidos.

Un hombre que creía firmemente en que «lo primero son las personas» por eso tras la entrada de Odón al PPmajo, el partido proponía un cambio radical en sus políticas sociales.

Durante varias décadas trabajó en la empresa privada como químico industrial. Es en esta etapa donde conoce todos los entresijos de las empresas dedicadas al medio ambiente y al reciclaje de aguas, aunque en los últimos años trabajó en la enseñanza.

Entre las mayores preocupaciones de Fuerteventura, en una entrevista en prensa en 2015, señalaba ante todo «las personas que lo están pasando muy mal por falta de trabajo. Lo primero que hay que hacer es establecer una política de ayudas, en la isla hay muy mala calidad de vida, existe un agravio comparativo en todo. En educación los jóvenes llegan a la universidad con un nivel muy bajo; por otro lado, las personas mayores están arrinconadas porque no tienen donde ir, el centro para mayores en Casillas no está bien dotado; los niños toman caramelos en vez de un bocadillo a la hora del recreo para que no les den bajones, e incluso me piden dinero para comprar agua porque el agua del grifo no se puede tomar. Se puede beber un día, pero es un agua cargada de cloruros y sulfatos que puede causar enfermedades cardíacas. Lo que han hecho ha sido sacar un agua potabilizada para uso doméstico, un agua que no se puede beber».

En el mismo artículo el propio Pedro Odón destacaba que su frase favorita era de San Agustín; ‘El valor de un hombre es su voluntad’.

Confesaba no tener miedo a la muerte porque es algo tan natural como la vida. «En especial no tengo miedo, trato de vivir lo más feliz posible y hacer feliz a la gente». Lo que más le molestaba, aseguraba, era «la traición» y lo que más le gustaba «las personas buenas».

Este medio quiere trasladar su más sentido pésame a sus familiares y amigos. Descanse en Paz, PEDRO ODÓN MARTÍN.

Comentarios

comentarios