La mascarilla no será obligatoria al aire libre en Canarias

0
1363

Pese a que el pasado lunes el Gobierno había anunciado que extendería el uso de las mascarillas en canarias, no será obligatorio en espacios al aire libre cuando se pueda mantener la distancia física de seguridad sanitaria, un metro y medio, Así lo decidió ayer el Consejo de Gobierno tras una discusión de la medida que sí han adoptado otras comunidades autónomas para evitar mas brotes de coronavirus.

Según explicó en rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno el portavoz del Ejecutivo canario, Julio Pérez, la situación epidemiológica de Canarias es buena dado que se está controlando la extensión del virus. Por eso, explicó, los consejeros han decidido que no es necesario extender el uso de la mascarilla más allá de lo que ya es obligatorio. «Hoy por hoy la situación epidemiológica no requiere que se extienda la obligatoriedad del uso de la mascarilla más allá de lo que ya lo es. Las mascarillas son ya obligatorias en una gran parte de las actividades humanas», recordó el también consejero de Administraciones Públicas.

Lo que sí ha «detectado» el Gobierno canario, reconoció Pérez, es que «se producen incumplimientos de la regulación actual». Y puso un ejemplo. «Está prohibido hacer botellón en la calle sin mascarilla». Esa «devaluación» del cumplimiento de las normas que ya están en vigor ha conducido el Gobierno canario a decidir, fomentar la instrucción de expedientes sancionadores y a impulsar «controles más estrictos» para garantizar que se cumplen las normas. «Ese es el cambio que el Gobierno ha decidido intensificar. La evaluación y vigilancia del cumplimiento de la normas actuales».

Julio Pérez abundó en que ese era un mensaje que quería reiterar. El Gobierno cree que es muy importante recordar que la información epidemiológica en Canarias pone de relieve los mayores peligros se producen en ámbitos privados. En encuentros familiares, fiestas privadas y en ámbitos privados donde la falta de uso mascarilla puede producir un contagio». De hecho, también ha sido así en casi la mitad de los brotes que se han detectado en todo el territorio nacional. Pérez admitió que en las islas no hemos sufrido brotes «de la dimensión que sí se han producido en rotas comunidades autónomas». Por eso, insistió, «hoy por hoy no es preciso extender la obligatoriedad de las mascarillas, y ya son obligatorias en una gran cantidad de actividades». Si la ciudadanía no cumple con las normas que ya están en vigor, advirtió, «sancionaremos. Si no se cumple tendremos que apelar sentido de responsabilidad que nos lo exijamos». En ese sentido Julio Pérez explicó que si se extendiera más allá el uso de la mascarilla nada podría hacer el Gobierno por hacer que en las fiestas familiares también se mantuviera puesta». «En su casa la gente hace lo que quiere», pero sí se puede apelar a la responsabilidad personal y que se recuerde a los familiares que es necesario utilizarla para protegernos del virus.

Por no adoptar esta medida de extender la obligatoriedad del uso de la mascarilla Canarias no está menos vigilante al virus, explicó Pérez. «Canarias intensificó los controles de las fronteras exteriores. Nos adelantamos en el cribado en las residencias, al personal sanitarios, a las personas inmigrantes… Ahora extender la obligatoriedad de la mascarilla más de lo que tenemos no es preciso. Pero si lo fuera, porque cambia la situación, el Gobierno lo adoptaría», afirmó.

Comentarios

comentarios