La UE avala el test de antígenos frente al coronavirus

0
331

El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, ha mostrado su satisfacción por la recomendación de la Comisión Europea (CE) a los Estados miembro para reconocer las pruebas rápidas de antígenos y que se pueda facilitar el rastreo y el control transfronterizo.

“Nos alegra, pues es nuestra propuesta y permite una reactivación segura en Canarias de la movilidad y el turismo”, expuso el máximo dirigente regional en sus redes sociales.

La Unión Europea recomienda la utilización de este tipo de test en áreas que superen el 10 por ciento de casos positivos, también se recomienda su uso en labores de rastreo de contactos estrechos con positivos en Covid o en las investigaciones sobre brotes de la enfermedad, siempre que se espere que haya una proporción de resultados de más de 10 por ciento.

La UE también incluye la utilización de estos test a modo de clasificación en los entornos de atención médica y social, cuando se produzca la entrada de los ciudadanos en estos centros.

Dectar el potencial de transmisión

En cuanto a su utilización en forma de test masivos, la Comisión Europea los recomienda para detectar el “potencial de transmisión del Covid-19 en la comunidad y para disminuir la presión sobre los entornos sanitarios”, sobre el riesgo de no detectar todos los casos o la posibilidad de obtener falsos negativos, esta recomendación reconoce la posibilidad de rehacer la prueba en estos casos negativos para corregir posibles resultados erróneos.

También se pide que se realicen test de antígenos cada 2-3 días a las personas con más probabilidades de contagio. Estas pruebas recurrentes deberían realizarse al personal sanitario, a las personas que presten atención domiciliaria, a los trabajadores de centros penitenciarios, a las fuerzas del estado, a los funcionarios en puestos de recepción de migrantes y a los trabajadores que estén en la primera línea de sectores como el de la alimentación.

Realizar pruebas de confirmación

En los casos en los que exista una baja prevalencia del virus, la UE pide que el uso de pruebas rápidas de antígenos se centre en el seguimiento de brotes infecciosos y en realizar pruebas a grupos de alta exposición al virus como es el sector sanitario.

La Unión Europea vuelve a recalcar en este punto que la posible aparición de falsos negativos debe ser subsanada mediante pruebas de confirmación. Un punto en el que se reiteran cuando piden que los resultados se confirmen con una PCR o una prueba rápida repetida en aquellos casos en los que haya una alta prevalencia de la infección, también lo señalan en el caso de las regiones con baja prevalencia. La UE recomienda que la elección de la prueba de confirmación dependa de la capacidad de asumir el riesgo asociado a perder un número de casos positivos.

 

Comentarios

comentarios