Los créditos sin intereses para pagar el alquiler entran en vigor

0
568

Se trata de préstamos para hacer frente a hasta seis meses de alquiler contando desde la mensualidad de abril. De hecho, aunque se concedan más tarde, se podrán incluir los alquileres que se tendrían que haber pagado desde esa fecha. Y tienen un tope: 900 euros al mes o, lo que es lo mismo, 5.400 euros en esos seis meses.

Eso sí, estos créditos no son infinitos. Se ha aprobado un máximo de 1.200 millones de euros. Y otro tope: lo máximo que el Gobierno pagará a las entidades de crédito para. Podrán pedir este crédito quienes no tengan una vivienda en propiedad -excepto si es solo la parte de una herencia o no se puede usar por divorcio o porque no esté adaptada para personas con discapacidad- y cumplan determinadas condiciones económicas.

Deben sumar, en la unidad familiar, menos de 2.689 euros de ingresos mensuales. Esto es, cinco veces el IPREM. Y demostrar que esos ingresos (ya sean los del titular del contrato o los de otro miembro de la unidad familiar) se han reducido a consecuencia de la crisis sanitaria porque estén en desempleo, en ERTE, hayan reducido jornada por cuidados, aplicado cese de actividad o cualquier otra reducción de ingresos, pero siempre a causa de la COVID-19.

Además, la suma del pago del alquiler y los suministros básicos (electricidad, gas, gasoil para calefacción, agua corriente, comunicación fija y móvil y pagos a la comunidad de propietarios) debe suponer, al menos, el 35% de los ingresos.

Condiciones para acceder a los créditos sin intereses para pagar el alquiler

No tener ninguna vivienda en propiedad, excepto si se ha heredado solo una parte o no se puede ocupar por divorcio o porque no está preparada para discapacitados.

Que los ingresos de la unidad familiar el mes anterior a la solicitud no superen cinco veces el IPREM (2.689,2 euros en total).

Que el pago de la renta y los suministros básicos supongan el 35% o más de esos ingresos.

Que se hayan reducido los ingresos de cualquier miembro de la unidad familiar por culpa de la crisis sanitaria.

Cuándo entrarán en vigor

Las ayudas tendrán efectos retroactivos desde el 1 de abril, aunque las solicitudes no podrán presentarse al menos hasta la semana que viene (la primera de mayo).

Cómo se puede solicitar la ayuda

El Instituto de Crédito Oficial (ICO), organismo que se va a encargar de gestionar la línea de avales, asegura que está trabajando ya con el Gobierno y, en paralelo, con el sector financiero, para avanzar el mecanismo. No obstante, aseguran que están a la espera de recibir directrices por parte del Ejecutivo para poder ponerlo en marcha, al igual que la Asociación Española de Banca (AEB). En el caso de la línea de avales dedicada a las empresas y los autónomos, la solicitud se realiza a través de las entidades financieras.

Cantidades que se pueden solicitar

Las ayudas transitorias de financiación podrán cubrir un importe máximo de seis mensualidades de la renta de alquiler.

Y también señala que “las ayudas serán finalistas, debiendo dedicarse al pago de la renta del arrendamiento de la vivienda”. Está por saber el importe será ingresado directamente al propietario o al inquilino.

Plazo de devolución

El BOE resalta que contarán con un plazo de devolución de hasta seis años, prorrogable excepcionalmente por otros cuatro ejercicios. Por tanto, el máximo es una década.

Comentarios

comentarios