Objetivo, frenar el consumo de tabaco en Fuerteventura

121

La Consejería de Salud ha propuesto imitar la red de hospitales sin humo y hacer extensiva la experiencia a otros ámbitos como el entorno del Hospital de Fuerteventura y los Centros de Salud apelando a la corresponsabilidad de toda la población, porque el tabaco “contamina” y, en segundo lugar, “da una mala imagen en los centros sanitarios”.

El pasado mes de junio, el Hospital de Fuerteventura se ha adherido a la Red Global de Hospitales Sin Humo (ENSH-Global), asociación internacional sin ánimo de lucro, que tiene como objetivo el desarrollo de una estrategia común entre los servicios de salud que trabajan para la prevención y reducción del consumo de tabaco, en todas sus formas.

Para ello, hace unos meses, el centro puso en marcha un equipo de trabajo encargado de impulsar las acciones necesarias para llevar a cabo el proyecto en el que intervienen profesionales sanitarios, además de especialistas en Neumología y en Medicina Preventiva. Desde la Gerencia del Hospital de Fuerteventura se ha incrementado información sobre el tabaquismo, la Ley Anti-Tabaco y los programas del SCS para combatirlo. La normativa permite el consumo de tabaco en las zonas habilitadas de Hoteles, Residencias de Mayores, Centros Psiquiátricos y Centros Penintenciarios, puntualiza el Doctor Bosa.

El médico del trabajo, Diego Bosa, señaló hoy en El Magacín de Nuria González que este proyecto de espacios libres de humo implica concienciar a la población de configurar espacios para todos, sin humo, quien confía en que la gente “acabará respetando” esta medida. En este sentido, ha apelado a la corresponsabilidad de “todos” en los centros de trabajo, instituciones y espacios públicos, apostando por la prevención, una competencia vinculada a Salud Pública. Ayer impartió formación a Directivos y mandos intermedios, la próxima semana se hará al resto de los empleados y otra serie de actuaciones para evitar el tabaquismo en el personal sanitario, “el art. 19 conlleva sanciones de 30 a 600.000 euros por fumar en entornos hospitalarios”, expresó.

Programa de Ayuda al Fumador en Canarias

El programa PAFCAN complementa con herramientas farmacológicas, médicas y psicológicas  las actuaciones de los profesionales sanitarios del Servicio Canario de la Salud en el tratamiento del paciente fumador. Otro aspecto importante en este programa es el papel relevante de las oficinas de farmacia como agentes de salud, apoyando a los pacientes que desean abandonar el tabaquismo y un paso más hacia el modelo asistencial de farmacia comunitaria.

 

Los fármacos que los profesionales del Servicio Canario de Salud prescriben para los tratamientos de deshabituación tabáquica, son dispensados en las oficinas de farmacia. Para el tratamiento de tabaquismo dentro del Programa PAFCAN se dispone de dos tipos de fármacos:

  • Vareniclina: Champix comprimidos.
  • Terapia Sustitutiva con Nicotina (TSN) en forma de parches

El modo de dispensación de los tratamientos en todas las oficinas de farmacia será siempre presentando una receta firmada y sellada por su medico. El coste final  del tratamiento farmacológico para cada paciente será del 50%

Cáncer de pulmón con incidencia femenina

De esta forma, una de cada tres personas en España tendrá cáncer a lo largo de su vida. El hecho de que el cáncer de pulmón, que antes era prácticamente residual entre las mujeres, ahora ha empezado a incrementar su influencia desde que la mujer se incorporó hace unos años al hábito tabáquico. Las mujeres se incorporaron en los años 70 y 80 al tabaco y ahora empezamos a ver la repercusión de estar 20 y 30 años fumando, apareciendo cánceres de pulmón, según fuentes sanitarias, quienes prevén que la incidencia “irá subiendo porque hay mujeres en edad media que llevan 10 o 20 años fumando y acabarán teniendo cáncer de pulmón”.

Comentarios

comentarios